Qi Gong amb un toc afro

Algunos/as me conocen como profe de qi-gong, otros/as como amante de la danza sabar, de Senegal y de la danza en general (y ni hablo de la traducción!!).

Llevo años anhelando unificar estas dos facetas y pasiones: las artes internas y la expresividad de la danza.

Llevo siglos sintiendo, intuyendo, sabiendo que el chi-kung es (también) poesía en movimiento, que el chi-kung es (también) danza.

Y el qi-dance, método enseñado por Ke Wen, me encontró y me está mostrando el camino. 

Sólo me quedaba añadirle un toque afro para que este qi-dance sea auténticamente yo.

Todavía no puedo llamar “qi-dance” lo que propongo, por respeto a su creadora, hasta que termine la formación.

Formación que en el fondo dura toda la vida.

Así que, gente de Figueres y alrededores, os propongo a partir de octubre 9 sesiones para explorar movimientos de qi-gong y de algunas danzas africanas alternando lo lento y lo rápido, la quietud y la explosión, para sentir la unidad del movimiento, el eje tierra-cielo y movernos con consciencia, anclad@s en el momento presente.

9 sesiones para disfrutar también de un espacio de danza libre que nace y se expresa desde nuestro centro

9 sesiones con un final meditativo

La fusión de las artes internas con la expresividad de la danza (con un toque afro), conectar con la potencia de tu pelvis y bailar desde tu centro, nutrir pulmones e intestino, despojarte como los árboles de “hojas secas”, liberarte de tensiones y sentir tu cuerpo fluido.

Valérie Espinasse